El tiempo de Adviento

La palabra “Adviento” no significa “espera”, como algunos pueden pensar, sino que es la traducción de la palabra griega parusía que significa “presencia”, o mejor dicho, “llegada”, es decir, presencia comenzada.
En la antigüedad era un término técnico que se utilizaba para la presencia de un rey, un gobernante y también del dios al que se rendía culto, que regala a su parusía a los fieles por un tiempo. “Adviento” Entonces significa una presencia comenzada, la presencia siendo la de Dios mismo. El “Adviento” nos recuerda dos cosas: primera que la presencia de Dios ha comenzado ya, que El está presente, aunque de una manera oculta; segunda, que Su presencia ha solo comenzado y aun no es total y completa., que está por llegar a ser y progresar hacia su forma completa.
Su presencia ha comenzado y, y nosotros, los creyentes, somos, a través de los cuales, el quiere estar presente en el mundo. A través de nuestra fe, esperanza y caridad El quiere que Su Luz brille una y otra vez en la noche del mundo…Esta noche es “hoy”, siempre y cuando la “Palabra” otra vez se haga “carne” ó la autentica realidad humana. “El Niño Jesús viene”, en un verdadero sentido, siempre que un ser humano actúa con un auténtico amor al Señor.
Papa Benedicto XVI

Anuncios

Un comentario sobre “El tiempo de Adviento

Agrega el tuyo

  1. Me gusto mucho esta explicación sobre el adviento, breve, y muy fundamental. y muy entendible. gracias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: